A día de hoy, son muy numerosas las participaciones de nuestro Club en eventos nacionales fuera de nuestras Islas, tanto competiciones oficiales, open y encuentros de pesca en kayak. Málaga, Murcia, Valencia, Cataluña, Cantabria… conforman el recorrido de nuestros deportistas a lo largo del litoral peninsular, diferentes escenarios de pesca, diferentes especies, ajustes de materiales y técnicas, pero sobre todo recuerdos de lugares tan encantadores como Estepona, Águilas o Suances.

Pero si uno de estos eventos quedó especialmente anclado a nuestro recuerdo, ese fue el III Open de Pesca sin Muerte del Concello Dumbría, en La Provincia de A Coruña y les vamos a explicar por qué.

EL ENCLAVE

El pequeño Pueblo de Ézaro, en plena Costa de la Morte es sin duda uno de esos lugares “con encanto”, cualquier foto que tomes en él, sería digna de postal. Su colorida vegetación, sus playas de arena blanca y la mar, pero sobre todo el mágico encuentro entre todas ellas salpicado de islotes, hacen que quedes perplejo ante tanta belleza.

En esa lista de cosas falta aún su tesoro mejor guardado, una de esas pequeñas maravillas que existen en nuestro País y que todo el mundo debería visitar en algún momento de su vida. Las Cascadas del Río Xallas en su desembocadura, un lugar donde el tiempo se para y el corazón se encoje.

EL EVENTO

Las redes sociales se hicieron eco en gran medida de la celebración de la segunda edición de este encuentro en 2018 y nadie quedaba indiferente ante su relato. Pese a que las condiciones climatológicas no acompañaron y el estado de la mar no era el idóneo, causando incluso algunos incidentes en el momento de la salida, todos los que no pudimos asistir a la cita leímos con interés cada palabra de lo acontecido y ciertamente nos llamó mucho la atención. Ver a ese puñado de locos, pertrechados hasta las cejas y pescando bajo la lluvia no pasaba desapercibido para ningún aficionado de la pesca en Kayak.

FILOSOFIA DE COMPETICION RESPONSABLE Y SOSTENIBLE

Regocijados en el relato, disfrutando de cada video y de cada imagen había algo que llamaba especialmente la atención; el sistema de competición.
Para los que alguna vez hemos organizado eventos deportivos en esta modalidad de pesca o simplemente para los que hemos participado en ellos, sabemos lo delicado que resulta la redacción de sus bases y el método de puntuación. Es este un tema bastante candente y existen diversas posturas al respecto. Sin embargo, si tenemos en cuenta la responsabilidad que recae sobre la vertiente deportiva de la pesca y la necesidad de la sostenibilidad de esta, todos somos conscientes de hacia donde debemos dirigir la situación.

Los organizadores del Open de Ezaro han sabido interpretar esta situación y sin duda han sabido aplicar hoy lo que necesariamente será una obligación mañana para beneficio de todo aquel que quiera disfrutar de esta bonita modalidad después de nosotros. Esta interpretación de pesca responsable, lejos de causar perjuicio alguno a la competitividad del evento, fortalece la calidad deportiva y exige a los pescadores realizar un alarde de conocimientos en las diferentes técnicas aplicadas a las diferentes modalidades permitidas en la Pesca en Kayak al limitar a 5 las capturas de una misma especie y teniéndose que adaptar a la captura de otras al completar su cupo .Se consigue así que en las primeras posiciones de la tabla clasificatoria sea ocupada por aquellos deportistas completos, versátiles y habilidosos, sin olvidar por su puesto el siempre existente factor de suerte, todo ello sin haber restado al mar ni un solo pez, con la modalidad de captura y suelta.

Hay que alagar en este punto la labor realizada por las embarcaciones de apoyo y jueces que hacen que esto sea posible y que sirven de ejemplo a todos aquellos que catalogan de complicada la manera de aplicar esta filosofía a sus campeonatos. La sectorización y el buen trabajo son las únicas herramientas necesarias y esto lo tienen muy bien controlado en Galicia.

El resto de factores organizativos parecen también ser coser y cantar para el Club de Pesca Islas Cies, con nuestro buen amigo y excelente persona Victor Ferreiro al frente, siempre arropado por su directiva y pese a las piedras puestas en el camino por alguna que otra institución.
No es el caso del Concello Dumbría, acostumbrado a la organización de eventos deportivos en un idílico escenario que se presta a ello y que se vuelca en este Open ofreciendo una valiosa ayuda logísitca y de instalaciones que facilitan enormemente la participación y el desarrollo del Open durante el fin de semana de su celebración.

FUERTEKAYAK EN EZARO

Por todo lo anterior y algunos aspectos más, era evidente que en nuestro Club surgiese el profundo interés de no perdernos esta cita y como en otras expediciones todo comienza con la creación de un grupo específico para todos aquellos socios con intenciones de asistir o con dudas al respecto, la búsqueda de opciones de desplazamiento y demás detalles.
Tras haber valorado las diferentes vías y las posibilidades personales de cada uno, finalmente son 7 los socios que formarán parte de la expedición, en vuelo a Santiago con escala en Madrid y alquiler de furgoneta para llegar a destino.

El viaje comienza con la ilusión propia de estos desplazamientos y la euforia compartida entre los compañeros de viaje. El tiempo se consume rápidamente entre historias y anécdotas evidentemente exageradas como buenos pescadores.

Ya en carretera, todos nos deleitamos del paisaje que nos rodea y que tan diferente es con respecto a nuestra árida Fuerteventura.
Obligada es la primera parada de avituallamiento y es entonces cuando disfrutamos con otro de los factores que hacen de Galicia un destino tan atractivo, su gastronomía.

Con las papilas satisfechas y el estómago contento, ponemos rumbo a nuestro destino final, con alguna escasa parada técnica mas.
Ya en Ézaro y no antes de habernos peleado un poco con el maps, quedamos atónitos, al comprobar de primera mano lo expuesto al principio de este artículo, la belleza del lugar y la mágia de su joya, a lo que además tenemos que añadir la calidez de sus vecinos, la especial acogida de los organizadores y un factor con el que no contábamos ni nosotros ni nadie; el espectacular tiempo reinante y previsto para todo el fin de semana, más propio del mes de julio o agosto.

La organización tuvo el maravilloso detalle de gestionarnos el tema del alojamiento, ofreciéndonos amablemente plazas en el albergue municipal, para nosotros, un hotel de 5 estrellas en primera línea de playa y vistas al paraíso.

Era momento de instalarse y organizar nuestros aparejos, algunas compras básicas y el deseado reencuentro con buenos compañeros del mundillo.

Es más que agradable volver a ver, después de un tiempo, a personas de tanta calidad personal como Víctor Ferreiro, a la cabeza de la organización, Manolo Couñago, de náuticas Ramírez, que atravesó España para no perderse la cita, Pako Currican, con sus atractivos productos, nuestros amigos Cántabros… Etc…

El viernes fue un día distendido,en el que compartimos muy buenos momentos disfrutando de los alrededores y fuimos muy bien atendidos en las terrazas de la avenida , donde destacamos la Heladería Cervecería o Forcado donde nos hicieron sentir como en casa.

El sábado comenzaban los preparativos, la instalación de carpas, stands y la piscina de demostración de señuelos. El ambiente se iba animando y la expectación de los transeúntes se incrementaba.

Después del almuerzo, la avenida presentaba una gran afluencia de público y de participantes, las embarcaciones eran puestas a punto y todo estaba listo para la salida de la prueba.

Es de indicar, que colocar la manga de pesca durante la tarde, a nosotros nos pareció bastante acertado, por un lado nos ahorramos el madrugón, por otro lado, se consigue así un evento más vistoso de cara al público en general y por último, nadie puede negar que la caída de la tarde sea un momento igual de propicio o más para la pesca en kayak, que el amanecer.

Sobre las 2 de la tarde se dio la salida y tras sortear una serie de olas que refrescaron a más de uno, nos echamos al agua. La emoción del inicio de la prueba nos invade y se multiplica al observar el entorno en el que nos encontramos. Ya estamos pescando en Ézaro.

El sol luce y el mar está como un plato conformando unas condiciones ideales para la pesca.
Las primeras capturas no tardan en llegar, como por ejemplo una hermosa pareja de rubios capturados a slow y a egging. Hemos localizado la zona de caballas y conseguimos las correspondientes capturas, todo marcha…

Sin embargo la actividad cesa de repente y la causa no tarda en revelarse cuando decenas de delfines irrumpen entre los kayaks, ¿ qué más se puede pedir para tomar unas fotos de postal?
La tarde se sigue desarrollando con no mucha actividad, un poco limitados por nuestras embarcaciones pero sin restar ni un ápice a nuestro particular disfrute.
A última hora obtenemos unas cuantas capturas másy poco a poco nos vamos dirigiendo a la orilla.
Recogemos con tranquilidad nuestros aparejos, los endulzamos y regresamos al albergue a descansar un poco, asearnos y prepararnos para la celebración que la organización nos tiene preparada...

una riquísima cena amenizada con música y que culmina con el sorteo de diversos artículos de pesca y en donde la suerte nos acompañó tímidamente.

Retirada a tiempo y descanso para afrontar un bonito Domingo que comienza con más actividades, talleres, exposiciones y charlas. A su término, el sorteo del kayak, que queda en familia, y la entrega de premios.
También nos agrada mucho el haber trasladado esta ceremonia al domingo, distribuyendo y alargando el programa del evento de manera magistral.


Nuestro Club es premiado con el trofeo al club mas lejano, y a su recogida aprovechamos para agradecer a los organizadores el habernos hecho sentir el club mas cercano. Gracias de todo Corazón.

En cuanto a la clasificación, nuestro amigo Jose Prieto se proclama con autoridad Campeón de la Prueba con un total de 4.097 puntos, el premio a la pieza mayor recae sobre Jose Luís Pescador con la captura de un ejemplar de 40 cms
El mejor clasificado de nuestra expedición fue el presi, YO, el que suscribe, jeeeee con una puntuación final de 835 puntos en 13ª posición.
Con este acto se clausuró el Open y nos despedimos de nuestros compañeros que ponen rumbo a sus correspondientes destinos, muchos de ellos tenían unos cuantos kilómetros por recorrer.
A nosotros nos quedaba aún una tarde por delante, que aprovechamos para disfrutar en primera instancia de las frutas gallegas

y a continuación de algunos lugares especiales y con encanto que no nos quedaban muy lejos de la zona.

Ya por la noche, tocó recoger todo y descansar. El domingo salíamos muy temprano y el tiempo amanecía muy lluvioso, había que rodar con cuidado.
Finalmente llegamos al aeropuerto y tomamos nuestro vuelo de regreso a nuestra querida Fuerteventura.
Repetir que esta puede haya sido la mejor de las expediciones del Club en nuestra historia. Agradecer enormemente a Victor y al resto de organizadores el habernos facilitado tanto la labor de nuestra asistencia; hospedaje, embarcaciones, etc..
Deseando volver….

¿ Cuál será el próximo destino de nuestro portacañas ?

Saludos a todos!